“Él” es uno de los 10 post de este especial de Nuestra Boda que va dedicado íntegramente a mi esposo Jimmy.

¡Y es que se lo merece completamente! Sin él, sin sus sorpresas y su carisma, ese 7 de noviembre del 2015 no hubiera sido lo que fue: El día más feliz de mi vida.

Yo quería repasar con ustedes lo guapo y elegante que se vio ese día (jiji) pero sobretodo darle el espacio que le corresponde para contar un poco sobre él y nuestra historia. Porque en Champagne Supernovia me interesa que no sólo le demos protagonismo a la novia, sino también a los novios.

Fotografía: Hans & Roxes Fotógrafos

Ese día, él brillo con luz propia.

Dicen que la novia siempre llama más la atención y todos los ojos están puestos en ella, pero para mí, él se robó todas las miradas.

Vestido de traje azul slim fit de solapas negras satinadas, camisa blanca y pajarita de Yirko Sivirich (¡Combinación que yo elegí especialmente para él!), gemelos personalizados en forma de camarita fotográfica de Calla Joyas y zapatos oxford en color caramelo a la medida; fue un novio diferente y con mucho estilo. Yo estaba ENAMORADA de tan solo verlo por primera vez vestido de novio.

Recuerdo que el color del traje de Jimmy partió de nuestra paleta de colores. Cuando sabíamos que sería azul empecé a buscar muchas referencias en Pinterest aunque yo siempre tuve en mente el traje del actor Eddie Redmayne cuando ganó el oscar en el 2015. Así que se podría decir que Jimmy tuvo un traje inspirado en una alfombra roja jaja. Miren aquí la inspiración.

Boutonniere por La Florentina

Zapatos hechos a la medida en una zapatería clásica (¡Si quieren el dato escríbanme!) Los hicimos de ese color porque nos casamos de día y además Jimmy quería romper un poco el molde.

Jimmy es de Arequipa, se mudó solo a Lima cuando tenía tan sólo 17 años de edad para estudiar Sistemas, pero hoy se dedica al Marketing y a la Fotografía. Creo que haber vivido tanto tiempo alejado de su familia y tener que salir adelante por su cuenta lo ha convertido en la persona más independiente que he conocido.

Justamente cuando lo conocí, me daba mucha pena verlo solo (su mamá incluso vive en Italia) pero él me decía que estaba acostumbrado y que no me preocupara. ¡Pero para mí eso era imposible!  Yo crecí muy dependiente y cercana de mi familia y siempre he vivido con ellos.  De hecho, casarme y mudarme fue un cambio bastante fuerte para mí y que sin la ayuda de Jimmy no hubiera podido lograr. Él me enseñó a ser fuerte, a encontrar y valorar mi propio espacio, a dedicar momentos exclusivamente para mí y con ese aprendizaje y gracias a él, es que me animé a sacar este blog. ¿Como son las cosas no?

Díganme si estas fotos con su abuelito paterno (Abuelito “Lupo”) no son de lo más tiernas, snif snif… El abuelito de Jimmy vino desde Arequipa después de más de  30 años sólo para ver a su nieto casarse. El abuelito Lupo también fue fotógrafo, aún tiene una antigua cámara análoga muy bien conservada y con la que nos tomó algunas fotografías en nuestra sesión de pre-boda que ya pronto les mostraré 🙂

Si pudieron leer mis votos matrimoniales (Aquí), se habrán dado cuenta que Jimmy es parte fundamental del equilibrio que necesita mi vida. Siempre fui workaholic, siempre estresada corriendo de aqui para allá y creo que durante años me perdí de muchas cosas, sobre todo de vivir. De vivir al máximo y disfrutar de los pequeños momentos que la vida nos regala.

¿Lo mejor de todo? Lo  mismo sucede al revés, yo soy esa dosis de orden y disciplina que necesita Jimmy. Así logramos ser la contraparte “perfecta” que cada uno necesita para vivir una vida tranquila, con las subidas y bajadas que siempre hay, pero finalmente con mucho amor.

Los gemelos en forma de cámarita de Jimmy fueron ese detalle personalizado que todo novio debe considerar en su look. No hay nada más especial que tener algo que te represente y refleje tu estilo en un momento tan especial como el día de tu boda. Jimmy decidió divertirse siendo novio y por eso personalizó estas camaritas enchapadas en oro de Calla Joyas.

Él y su crew 😉 ¡Estos chicos están listos para bailar!

Él, el día de nuestro matrimonio decidió S O R P R E N D E R M E.

Pueden ver la linda historia detrás y repasar las 5 sorpresas que preparó para mí (Aquí); las notitas, los detalles tan bien pensados, la travesía que tuvo que pasar consiguiendo cada regalo por todo Lima. Y como si eso no fuera suficiente, organizó un baile sorpresa con sus amigos: Juntó a 8 hombres y los puso a bailar, luchó con los horarios, con el tráfico de Lima y practicaron a escondidas la coreografía sorpresa  que me hizo llorar de felicidad y que dejó boquiabiertos a todos en nuestra fiesta.

¿Se mueren de ganas de ver este baile? ¡Les muestro todo en el próximo post!

Por ahora, les adelanto que hay un video (no oficial) colgado en Youtube y que ya tiene mas 1 millón de vistas. ¡Sí, nosotros tampoco lo podemos creer! <3

¡Nos vemos!